El blog de Ana Pérez Cañamares - poeta

miércoles, marzo 17, 2010

Ocho de marzo, un poema de Gioconda Belli


Un poco tarde, pero cuelgo aquí este poema. Más abajo, explico por qué.


Ocho de marzo

Amanece con pelo largo el día curvo de las mujeres,
¡Qué poco es un solo día, hermanas,
qué poco, para que el mundo acumule flores frente a nuestras casas!
De la cuna donde nacimos hasta la tumba donde dormiremos
-toda la atropellada ruta de nuestras vidas-
deberían pavimentar de flores para celebrarnos
(que no nos hagan como a la Princesa Diana que no vio, ni oyó
las floridas avenidas postradas de pena de Londres)
Nosotras queremos ver y oler las flores.
Queremos flores de los que no se alegraron cuando nacimos hembras
en vez de machos,
Queremos flores de los que nos cortaron el clítoris
Y de los que nos vendaron los pies
Queremos flores de quienes no nos mandaron al colegio para que cuidáramos a los hermanos y ayudáramos en la cocina
Flores del que se metió en la cama de noche y nos tapó la boca para violarnos mientras nuestra madre dormía
Queremos flores del que nos pagó menos por el trabajo más pesado
Y del que nos corrió cuando se dio cuenta que estábamos embarazadas
Queremos flores del que nos condenó a muerte forzándonos a parir
a riesgo de nuestras vidas
Queremos flores del que se protege del mal pensamiento
obligándonos al velo y a cubrirnos el cuerpo
Del que nos prohíbe salir a la calle sin un hombre que nos escolte
Queremos flores de los que nos quemaron por brujas
Y nos encerraron por locas
Flores del que nos pega, del que se emborracha
Del que se bebe irredento el pago de la comida del mes
Queremos flores de las que intrigan y levantan falsos
Flores de las que se ensañan contra sus hijas, sus madres y sus nueras
Y albergan ponzoña en su corazón para las de su mismo género

Tantas flores serían necesarias para secar los húmedos pantanos
donde el agua de nuestros ojos se hace lodo;
arenas movedizas tragándonos y escupiéndonos,
de las que tenaces, una a una, tendremos que surgir.

Amanece con pelo largo el día curvo de las mujeres.
Queremos flores hoy. Cuanto nos corresponde.
El jardín del que nos expulsaron.

GIOCONDA BELLI



Hasta hace un par de días, yo no conocía este poema. El motivo de que nos hayamos encontrado, este poema y yo, es que la semana pasada me enteré que un programa de radio, Mar de Fueguitos, de Radio Libre Tas-Tas, de Bilbao, había elegido mis poemas para una edición especial por el 8 de marzo, Día de la Mujer (siempre omito el "Trabajadora" porque no conozco mujer, ni tampoco hombre, que no trabaje; seguro que haberlos haylos, pero yo no los conozco). Y al escuchar el programa, me encontré con este precioso poema de Gioconda Belli, que deja muy claro por qué es necesario el homenaje y el recuerdo a todas las mujeres que han sufrido y siguen sufriendo por su condición. Si queréis escuchar el programa completo, podéis hacerlo aquí. Por mi parte, muchísimas gracias, fue un placer escuchar mis poemas en vuestras voces, y conocer éste que cuelgo hoy aquí.

9 comentarios:

trovador errante dijo...

Gracias otra vez Ana. Impresionante la Belli.

Una flor,
Kike

carmensabes dijo...

Se me sale el corazón madre mía, impresionante esta mujer en su poesía. Qué enorme la Belli!!

Demonio del Bien dijo...

Enhorabuena de El Demonio del Bien. No por lo de la radio, que sólo es anecdótico, sino por ser mujer luchadora.

Gran poema de Gioconda, por cierto.

El Demonio del Bien.

Esmeralda Martí dijo...

Qué cierto lo que dice esta mujer... Flores cada día porque cada vez estoy más segura de que las mujeres somos imprescindibles, somos el motor del mundo (sin ser feminista). Es lo justo.
Flores para todas las que abrimos los párpados a diario y caminamos cada hora siendo útiles con nuestros quehaceres, nuestra comprensión, nuestra entrega, nuestra bondad.
Flores para las mujeres buenas, que somos casi todas.
Besos y gracias por esa maravilla de manifiesto poético.

emilia y aitor dijo...

Muchas gracias, Ana, por visitar nuestra antojolía (*) ZuMo De PoEsÍa. Nos haces un gran honor. Seguiremos pendiente de tu producción para incluir, de vez en cuando, algún poema tuyo.

(*) Antojolía, sí, porque ponemos los poemas que se nos antojan.

Emilia Alarcón
Aitor Suárez
ZuMo De PoEsÍa
zumo-de-poesia.blogspot.com

Voltios dijo...

toma ya ana pérez, enhorabuena, por todo, por luchadora, por tus poemas, por tu raza, por descubrirme también a gioconda belli y por tus poemas en voz de otros, un fuerte abrazo.

LLarpo. dijo...

Nunca es tarde para conocer tantas flores que a veces, nosotros, los hombre hemos arrancado y, a veces hemos erradicado como algo extraño, La mujer como tal es la flor Humana o la flor Trabajadora, donde tenemos que reflejarnos y entender que sin vosotras esta vida sería inútil, sería como un cuerpo sin epiritu, sin razón de ser.
Tdo para la mujer, la flor y la vida misma.

Argénida Romero dijo...

Gracias!!

Busque tanto un poema que expresará esto que sentía ese día. Este es.

Gracias, otra vez.

Ana Pérez Cañamares dijo...

Me alegra muchísimo que os guste este poema.
Yo siempre he sido reacia a celebrar nada, y puedo decir que este poema sirvió para agrandarme la mirada.
Abrazos, y gracias por estar ahí