El blog de Ana Pérez Cañamares - poeta

jueves, julio 30, 2009

Más poemas, otros blogs, fotos y un poema dedicado

Gracias al blog Opciones avanzadas Ltd, que sube uno de los poemas que irá incluido en Alfabeto de cicatrices, y que ya lleva un tiempo circulando por ahí.

Gracias a Jorge Barco, que en su blog Ágiles, celebra con un poema la segunda edición de La alambrada.

Gracias al blog Con pluma y papel, donde aparece precisamente el poema que cerraba La alambrada.

Gracias al programa de RNE "No es un día cualquiera", dirigido y presentado por Pepa Fernández, por leer el domingo 19 de julio, el poema Ortodoncia, perteneciente a La alambrada.

Gracias a Gsús Bonilla, por recoger un poema, también de Alfabeto, en su blog.

Gracias David González, que en su blog Perdóname pero te amo, recoge dos poemas de Alfabeto de cicatrices, cuyo manuscrito le envié hace unos días, y se marca unas palabras supercariñosas -que le agradezco enormemente- a propósito de la lectura del poemario.

En 23 Pandoras podéis seguir la aventura de la antología y aquí, ver unas fotos de la lectura de poemas que dimos Inma Luna y yo en la Feria del Libro de Tenerife.

Gracias a Adolfo González, por dedicarme un poema en su blog, un poema que, por cierto, me ha encantado, y que copio aquí.


EL HOMBRE QUE QUISO VIVIR EN UN POEMA


Para Ana Pérez Cañamares


El tipo ignora cuántas
veces quiso vivir
metido en un poema.

Pues nunca se le convertía en casa,
ni visos daba seguros de convertirse,
fugóse con el impasible tiempo tal
querencia de sus ansias.

Pero una vez, de noche, la sorpresa
del poema le abrió la puerta
y le dijo que tranquilo, que se sintiera
como en su casa (que ya lo era).

Y desde entonces, ansia satisfecha,
sentado en el sillón
hondo de la salita del poema,
lee los ojos del lector de turno.

ADOLFO GONZÁLEZ

(Aprovechad y leed en su blog otros poemas de su próximo poemario, Matar a la mosca de la nada)

GRACIAS A TODOS

3 comentarios:

Adolfo González dijo...

Joer, Ana, ya te vale. Me he conectado un momentín en un locutorio al que acabo de entrar en un principio para recargar el móvil (ya me había conectado mi hora diaria en la biblio), pero como hay gente lenta y preguntona en el mostrador me he conectado y me ha sorprendido que hayas puesto también este poema.

Ay qué será de ese hombre que quiso vivir en un poema?! Jajaja

Bueno, hermosa, un abrazo fortísimo.

Y de nada..., por mi parte, un montón de gracias a ti por hacer más llevadero el camino llenándolo de coincidencias y complicidades.

Inma Luna dijo...

Jo, pues a mí últimamente me han dedicado también uno maravilloso, no sé si lo puedo publicar en mi blog, tú qué opinas Anita??? Es pronto??
Besísimos

La navaja en el ojo dijo...

Hola, Ana:
Ya que fuisteis Manuel y tú quienes nos sugeristeis Matadero cinco, me encantaría que os pasarais por el club de lectura virtual para comentarlo con nosotros y con los demás lectores.
Un besazo.