El blog de Ana Pérez Cañamares - poeta

jueves, noviembre 13, 2008

Un poema de Lola Lugo


Existe un hueco en el estómago
para recordarnos
lo que nunca digerimos.

Leche agria
o serrín
de aquellas noches en vela.

Recuerdo
que una vez te amé
con la torpeza de los quince años
y que mi corazón
cambió su latido
por un tartamudeo incomprensible.

Puro trámite del dolor
de no saber cómo se ama.
LOLA LUGO
(Imagen: diseño de John Nouanesig)

2 comentarios:

hombrepez dijo...

Un poema tremendo....

txe dijo...

parecen dos poemas en vez de uno. la primera parte y la segunda son como independientes. no?

saludos